Facebook Twitter Youtube

Estiércol: ¿Qué tipos hay y cuáles son sus características?

05-10-2020 | Por: Redacción AgroJunín

El abono de origen animal que se produce en las ganaderías, guano, humus de lombriz y los subproductos de origen animal como harinas de sangre, de hueso, pescado, e incluso, harina de plumas.

Esto está conformado por excrementos y orina de animal de ganadería, y en cuya composición también pueden aparecer restos de distintos materiales de sus camas, como la paja de cereales, entre otros.

Son procedente de ovina, caprina, vacuno, caballos, aves, etc. Sin embargo, no todos son iguales ni tienen la misma propiedad para fertilizar o enriquecer los campos de cultivos.

A continuación algunas características generales entorno a ellos:

De vaca

Uno de los más ricos en nutrientes contiene alrededor de 7% de nitrógeno, 2% de fósforo. 105 de potasio, así como oligoelementos. Y, por si fuera poco, en mezcla con su pelo de este animal aporta más nutrientes. En comparación con la vaca o del caballo, el estiércol de Las cabras no atrae insectos o quema plantas.

De oveja

Esta también es uno de los más ricos y equilibrados, pero siempre y cuando proceda de ovejas que pastan por el campo y no de las que viven confinadas en estrechos recintos o estables comiendo solo alimentos balanceados. Cuando está fresco, hay que dejarlo fermentar dos o tres meses, pues es muy fuerte; aunque, una vez pasada ese tiempo, se puede mezclar con la tierra o el sustrato sin problema.

De gallina

Pese a su fuerte olor, que lo convierte en uno de los más ricos en nitrógeno, se debe dejar de fermentar bien durante varios meses, y mezclar luego con otros estiércoles. Cabe resaltar que cuenta con alto contenido en calcio, por lo que no se debe abusar si se tiene una tierra calcárea.

Es mejor si procede de gallinas de corral, pues de ser así los niveles de nutrientes alcanzan a 4 % de nitrógeno, 4% de fósforo, 1,5% de potasio y oligoelementos.

De vaca

Su nitrógeno es pobre, pero suele usar bastante en climas fríos. E incluso se usa este abono como acolchado para las plantas. Contiene 0,6% de nitrógenos, 0,3% de fósforo, 0,4% de potasio, y oligoelementos.

De caballo

Este posee 0,6% de nitrógeno, 0,6% de fósforo, 0,4% de potasio y oligoelementos. Sobre todo, sirve para mezclar con aquella tierra que se hayan erosionado o se estén erosionando, ya que los aires los vuele más esponjoso, algo que a las plantas les ayuda a crecer.

De conejo

Por su fuerte y acido olor, es rico en nutriente, de hecho, contiene 45 de nitrógenos, 4% de fosforo y 1% de potasio, además de todos los oligoelementos. Si quiere fermentar este estiércol, debes ponerlo muy cerca de los troncos de las plantas durante varios meses.

De aves marinas

El guano de aves marinas es muy rico en nitrógeno, oxalato amónico y urea, fósforo y fosfatos, además de sal terrestre e impurezas. Cuando proceden de depósitos locales frescos, como los de las islas Chincha en Perú, suele contener de un 8 a un 16 % de nitrógeno (la mayoría ácido úrico), de un 8 a 12 % de ácido fosfórico, y de 2 a 3 % de potasa equivalente. Por eso, el suelo deficiente en materia orgánica puede hacerse más productivo abonándose con guano.

Fuente: Agro Perú Informa

[Imagen referencial]
Autor: Redacción AgroJunín